Saturday, November 10, 2012

Recordando...

Nostalgia
Según el diccionario de la Real Academia Española, tiene los siguientes significados:

  1. f. Pena de verse ausente de la patria o de los deudos o amigos.
  2. f. Tristeza melancólica originada por el recuerdo de una dicha perdida.
Y es que ayer, parte de los sentimientos que llegaron a mi corazón, fue de cierta tristeza melancólica por recordar gran parte de mi infancia. Por recordar un sitio que me vio crecer y donde tuve muchas dichas inocentemente infantiles. Es que justamente ayer, después de 19 años ausente, entre denuevo al Colegio "Nuestra Señora de la Consolación" - el instituto educativo donde estudié desde muy niña hasta casi una adolescente y que me hizo vivir una infancia verdaderamente inocente en un mundo que cada día es un poco más estresante y agobiado.

Jardín localizado justo al entrar
al Colegio "La Consolación"
Pasé ayer viernes por el colegio con propósitos de negocios: para poder ofrecerles una propuesta de recreación. Pero la emoción de volver a entrar al colegio pues simplemente me invadió y me derritió el corazón. Y es que al entrar y ver el jardín tan simbólico que hay justo en esa entrada principal del colegio pues se me erizó la piel al sentir como una chispa de emoción que recorría mi cuerpo entero.

Al entrar al colegio e ir a la oficina del sub-director del colegio, me encontré con la primera cara familiar: Javier, el señor que en mis tiempos de niña era el "chico de mantenimiento" pero que ahora es el supervisor de cuidados en el colegio. Me dió una alegria de verlo y a la ves cierto miedo de que no me reconociera. Al instante que me vió, me reconoció de una y me saludo con un gran abrazo. Luego de hablar un rato, me llevó personalmente a la oficina del sub-director, me presentó como una gran ex-alumna del colegio y lo que me dió cierta risa es que se retiró de la oficina diciendo: "a esta niña yo la vi crecer desde chirriquitica. Pero no estoy viejo jajajaja".

Luego de presentarle la propuesta y tener una larga pero amena conversación con el sub-director, simplemente me tomé un momento para pasear por el colegio y recordar. Al recorrer los pasillos de uno de los edificios de bachillerato, me conseguí a la Prof. Laura - fue profesora mia en 1er año y fue profesora de mis hermanas durante todo el bachillerato. Ahora es la directora junto con las monjas del colegio, así que me paré a hablar con ella sobre la propuesta y sobre algunas memorias del colegio. Fue de verdad un momento alegre.

Seguí caminando hacia el area de pre-escolar y, a pesar de las maestras nuevas, llegué a ver una cara familar: la Prof. Gloria, la cual me dió clases en 2do grado. Hablamos un rato, mientras yo le daba una ojeada al parque infantil del pre-escolar. Y de verdad me vino a la mente muchos de los compañeritos de clases y de las maestras que me dieron clases ahí. A la que nunca olvido de ese grupo es a la Prof. Maria de los Angeles, la cual era super cariñosa y vivia justo al cruzar del edificio donde vivia yo antes. ¿Qué será de su vida? espero que sigua enseñando y repartiendo cariño a sus alumnos.

Saliendo del área de pre-escolar, me atreví a dar otro paseito entre los jardines y los patios del colegio donde corrí y compartí tanto con mis compañeras de clase. Paseando me vinieron muchos momentos de diversión a la mente:

El juego de la ere

El juego del escondite
El juego de la aguja

Jugando ¡QUIMI! hasta más no poder

Las tardes de Infancia Misionera

A veces simplemente sentadas echando cuentos con las chicas

Escondidas llenando un chismografo...

Intercambiando mi sandwich de jamón y queso por la arepa de pollo de una amiga

jajaja tantas memorias de niña y adolescente, me parecieron como momentos recien ocurridos jajaja

Después me atreví a subir al edificio de primaria. Ya me habian comentado que algunas de las maestras de mi epoca todavia seguian en el colegio. Queria verlas a todas, pero a la que más ansiaba a ver era a la Prof. Clarita - una profe algo chiquita, con cabello enrulado y con cierto aire de tierna abuela. Esa es como la veia yo en mis tiempos de escuela y la memoria que siempre cargo de ella. Y veridico, todavia sigue igualita de como la vi la última vez. Pareciera que el tiempo nunca pasó por ella. La saludé con gran alegria y hablamos por un buen rato. Lo que más me fascinó de la conversa fue cuando me dijo que estaba igualita: la misma carita, los mismitos ojos verdes con mirada tierna y la mismisima sonrisa.

Terminé la conversa y me fui. De verdad que fue una experiencia muy bonita y espero regresar en muchas ocasiones más. Es hermoso recordar pero más hermoso es cuando las personas que estan en esos recuerdos se recuerden tan vivamente de ti y que te aprecien tanto a pesar de los años.


"Poder disfrutar de los recuerdos de la vida es vivir dos veces"
Marco Valerio Marcial

2 comments:

Leslie said...

Yo mas nunca entré a mis colegios (estuve en dos) pero creo que a veces lo que mas melancolía da no es tanto los lugares sino los momentos que se vivieron y la inocencia con que se vivieron. Inocencia que uno pierde con el pasar de los años y que es la que creo verdaderamente produce esa melancolía.

123 said...

Leslie, creo que es exactamente lo que dices tú: la melancolía de esa inocencia perdida. De verdad que es super bello revivir esos momentos.

Cuidate ;)